Alegría atropellada

El gato ensimismado perseguía sombras
En la calle estrecha
De la ciudad indiscreta

Donde todos miran critican y abandonan
quebrantando humanidad

Habitada en su tonalidad
lo que parece ser siempre nocturna
Solo el silencio

Perdura entre vuelos de pájaros oscuros
Que apoyados en cada veleta
Hacen de las suyas
Calles malolientes
Donde encuentras la alegría atropellada
De entre prostitutas y traficantes

Los labios de azahar ya no tiñen sus nubes
Dejándolas de gris amarga
Perpetrado en frío
Como aquellos tiempos
metal oxidado
La locura momentania de una desdicha

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA MUJER GOTICA