sábado, 11 de junio de 2011

El sol entre cerezos




El vio nacer el sol entre cerezos perfumadas en su aroma, allí estaba ella tan exuberante. Si lo era: Bien criada, inteligente..... y guapa como había nombrado. Para mi lo tenia todo.
lena de deseos, queriendo recorrer el mundo para salir de su vida solitaria.

Fue hace dos años: Era el sur de África en su pura dictadura y pobreza. Valiente cruz roja y ella, entregadora de su pureza.
Aventurera verdad?

Caminaba entre los ríos de los bosques de robes y muchos de sus delirios. Las huellas que quedaban marcadas por seguirla y volverla a ver, una y otra vez. Pues siempre quiso acercarse a ella. A distancia, es algo tímido, soñador........ 

Trabajando con su padre en el viñedo se gano un buen ganancial. Se fue de viaje  a Estocolmo: Un cambio de clima costumbres........, y aunque quizás  las pocas horas de luz es algo incomodo, aún así bello debía de ser.

Su padre hombre honorable, sabio...... muy protector que sabe lo que la conviene, conservador de costumbres y tradiciones.... 

Entonces cada vez que ella volvía, seguía con su bella sonrisa risueña, la niña dulce a la que le gustaba encandilar......Cual corazón se te enamore y te guste soñar como el.

Por eso siempre ve el sol entre cerezos, y  igual le da, verla entre bostezos. Para el siempre serían días alegres........ Tan solo verla ya le hace feliz.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

una misera lección

Yo. En esta misera lección del olvido aún aprendo que sigo viva... Yo. En esta cisoria lección en que nadie me tendría que obligar a marcha...